Inmunidad inespecífica: mecanismos externos

El sistema inmunitario se divide en: inmunidad inespecífica e inmunidad específica. Antes de que se active el sistema inmunitario específico por la invasión de agentes infecciosos, los seres vivos están protegidos por las defensas externas o barreras pasivas.

Defensas externas: las barreras primarias

Estas barreras tratan de impedir la penetración de los microorganismos de manera pasivo. Existen cuatro tipos de defensas externas que en muchas ocasiones actúan conjuntamente.

Barreras físicas

Las barreras físicas son la piel y las mucosas que recubren el cuerpo y las cavidades de los aparatos que están comunicados con el exterior. Para invadir el cuerpo de los animales, los microorganismos patógenos deben atravesar su piel o bien penetrar por alguno de sus orificios naturales.

La piel

La piel de los mamíferos es el órgano más extenso y una barrera física prácticamente infranqueable gracias a su grosor, a que está endurecido por la queratina y que tiene un pH algo ácido. La descamación continua de las capas superficiales de la piel también contribuyen a la eliminación de microorganismos patógenos. No obstante, la piel puede ser traspasada fácilmente por los microorganismos a través de lesiones, quemaduras o heridas.

Las mucosas

En los orificios naturales de los animales como la boca, el ano, las fosas nasales, etc, las barreras defensivas son las secreciones mucosas que recubren los epitelios constituyendo epitelios muy humedecidos que no están queratinizados. Las secreciones mucosas fijan e inmovilizan a muchos microorganismos, impidiendo que éstos penetren em el organismo.

Barreras mecánicas

Las barreras mecánicas son sistemas de expulsión que arrastran de manera inespecífica microorganismos patógenos.

Un ejemplo son los cilios, recubiertos de secreciones mucosas, que tapizan las vías respiratorias y cuyo movimiento protege a los pulmones de infecciones. El humo del tabaco altera los movimientos ciliares por lo que los fumadores son más susceptibles a infecciones broncopulmonares que los no fumadores.

Otros ejemplos de barrera mecánicas serían la tos y los estornudos, el flujo de orina desde la vejiga hacia el exterior, el flujo de las lágrimas desde el interior del ojo hacia el exterior o el movimiento intestinal que favorecen el arrastre y la expulsión no solo de las heces, también de microorganismos.

Mecanismos inespecíficos externos de inmunidad, mecanismos inespecíficos inmunulógicos, barrera física inmunológica

Barreras químicas

Las lágrimas y la saliva contienen una enzima, la lisozima, y capaz de destruir la mureína de la pared bacteriana; el semen contiene espermina que también presenta acción bactericida. Las secreciones nasales contienen inmunoglobulina A (Ig A) y defensinas (péptidos antimicrobianos con función antibiótica natural) y el mucus atrapa a los microbios y otras partículas extrañas. Así los orificios naturales recubiertos de mucosas, en lugar de piel, se encuentran protegidas.

Las secreciones ácidas del epitelio vaginal y de los conductos digestivos forman un ambiente desfavorable para la vida de los microorganismos. En el estómago, el jugo gástrico contiene ácido clorhídrico por lo que su pH es muy ácido y protege al digestivo de los posibles microorganismos que puedan contener los alimentos.

La piel, además de impedir que penetren microorganismos entre sus células, contiene glándulas sebáceas que producen ácidos grasos y ácido láctico que hacen descender el pH, impidiendo que se desarrollen muchos microorganismos.

Barreras microbiológicas

Curiosamente una de las barreras que impide la entrada de microorganismos son las bacterias. La flora bacteriana de nuestra piel impide el asentamiento y desarrollo de otros microbios que se depositen sobre ella.

Esta flora bacteriana se encuentra de manera natural en nuestro organismo y habita como comensal o en simbiosis en la piel y en los aparatos digestivo y urogenital, produciendo sustancias que impiden la proliferación de microorganismos, además de competir con ellos por los nutrientes.

Para ampliar información sobre el sistema inmunitario pincha aquí.

¿Buscas información sobre mecanismos inespecíficos internos? Puedes encontrar más información aquí.